No es Luis Suárez, somos nosotros

Escuché a Luis Suárez decir que “el fútbol es de hombres” para criticar que su compañero de profesión Luis Filipe hubiera subido a su cuenta de Instagram una fotografía de la herida, el taco en el empeine, que le había clavado. Pensé que era una frase desafortunada, una mala manera de expresarse.

No tengo ni idea de lo que piensa o deja de pensar el jugador del FC Barcelona sobre la igualdad de género. No sé cómo se comporta en su vida privada. Desconozco qué opina al respecto. La frase sí que se puede valorar y, sin más, la consideré desafortunada. Lo peor, sin embargo, estaba por llegar y no fue lo que él dijo, sino las justificaciones y/ o explicaciones posteriores. No es Luis Suárez, somos nosotros. 

Una frase puede ser machista. En este caso lo es y no juzgo a la persona, sino a la frase en sí. La manera en la que nos expresamos dice mucho de la cultura en la que vivimos y, lamentablemente, vivimos en una sociedad machista, así que es probable que Luis Suárez no lo sea, no tengo ni idea. Pero dijo lo que dijo, es una frase hecha que hay que desterrar de una vez por todas y es en las reacciones públicas de muchos –y ya ni siquiera me refiero a Twitter, sino a tertulias de radio en las que ayer escuché “el fútbol es de tíos, de tí-os” como explicación y argumento–, donde está el gran problema. Sostener que la honestidad, los códigos de honor, o que la prudencia, discreción, sentido común o sensatez en un deporte es un asunto exclusivo o principalmente masculino y que a eso, justamente a eso, se refería el jugador sin que ni siquiera sean conscientes de lo que están diciendo, de la superioridad y por lo tanto la manera condescendiente con la que se considera y se trata a las mujeres, como si no fuera machismo, me sigue dejando estupefacta, a pesar de los años. Me produce urticaria, además. Y muy mala leche también.

Precisamente la vehemencia con la que las mujeres defienden sus argumentos suele estar mal vista. Al parecer, hay que revestir todo lo que una diga u opine con una capa de humor, no vaya a ser que el tono moleste a quien no está acostumbrado a que una mujer conteste sin una sonrisa. Pero una cosa es tener sentido del humor y otra aguantar bromas y chascarrillos que no te hacen ni puñetera gracia solo para no vivir una ‘situación incómoda’, como si tú la hubieras generado. Estoy lo suficientemente educada y me he socializado también lo suficiente como para mantener conversaciones intrascendentes con personas que acabo de conocer sin pisar charcos. Sin embargo, no son pocas las veces que, al contrario, han hecho ’bromas’ sobre mujeres a las primeras de cambio, ya no sin conocerme, sino sin reparar en la presencia. Recuerdo especialmente una comida de Navidad profesional que presidía alguien al que acababa de conocer, con compañeros de trabajo en la mesa que le reían las gracias sobre las tías, las tetas y un ‘chiste’ sobre tirar la servilleta al suelo y felaciones. Me pareció fuera de lugar y así lo dije en voz alta. Se hizo el silencio y la rara, por supuesto, era yo. Al finalizar la comida sólo un compañero de los 12 que estaban en la mesa se despidió de mí y, mientras me daba un beso me dijo al oído: “No todos somos así”. Fue un detalle, pero nadie le oyó excepto yo.

Señalar en voz alta que la frase “el fútbol es de hombres” es desafortunada y que me contesten “no exageres” me molesta más, mucho más, que la frase en sí. Porque ahí es donde veo el problema, en la percepción y la respuesta condescendiente de que estoy sacando las cosas de quicio, cuando es la frase la que no está bien, sin peros, no yo. Porque si en lugar de “el fútbol es de hombres” Luis Suárez hubiera dicho “el fútbol es de blancos” no habría ninguna duda, excepto para los racistas. 

Fem servir cookies pròpies i de tercers per millorar els nostres serveis mitjançant la personalització de l'accés a la nostra pàgina, així com per mostrar-vos publicitat relacionada amb les vostres preferències mitjançant l'anàlisi dels vostres hàbits de navegació. Si continueu navegant, hom considera que n'accepteu el seu ús. Podeu canviar-ne la configuració o obtenir més informació accedint a l'avís legal del peu del web.

Més informació

Acceptar cookies

POLÍTICA D'ÚS DE LES COOKIES.

¿Què són les cookies?

Una cookie és un fitxer que es descarrega al vostre ordinador a l'accedir a  pàgines web determinades. Les cookies permeten a una pàgina web, entre d'altres coses, emmagatzemar i recuperar informació sobre els hàbits de navegació d'un usuari o del seu equip i, segons quina informació continguin i de quina manera s'empri, poden servir per  reconèixer l'usuari i facilitar-li la navegació i l'ús que en faci de la pàgina web.

¿Quins tipus de cookies fa servir aquesta pàgina web?

• Cookies d'anàlisi: Són les que, ja siguin  tractades per nosaltres o bé per un tercer, ens permeten quantificar el nombre d'usuaris que hi accedeixen,  per tal d'efectuar la mesura i l'anàlisi estadística del ús que en fan els usuaris en general dels servies ofertats a la pàgina web. Amb aquest objectiu,  analitzem la vostra navegació per la nostra pàgina, amb finalitat de millorar-ne el servei i el ventall d'ofertes que li oferim.

• Cookies de personalització: Són les que permeten a l'usuari accedir al servei amb algunes característiques de caràcter general predefinides, en funció d'uns criteris establerts al terminal de l'usuari. A tall d'exemple podem esmentar l'idioma, el tipus de navegador a través del qual s'accedeix al servei i la configuració regional del punt d'accés al servei, etc.


• Cookies publicitàries: Son les que, ja sigui tractades per nosaltres o per un tercer, ens permeten gestionar de la forma més eficient possible l'oferta dels espais publicitaris que hi ha a la página web, tot adequant-ne el contingut de l'anunci al contingut del servei  sol·licitat o a l'ús que en faci l'usuari de la nostra pàgina web. Per axiò, analitzem els vostres hàbits de navegació a Internet i podem mostrar-vos publicitat relacionada amb el vostre perfil de navegació.


Podeu permetre, bloquejar o eliminar les cookies instal·lades al vostre equip mitjançant la configuració de les opcions del navegador que empreu al vostre ordinador.